LLame Gratis por skype.  
pago seguro

Privacidad

Privacidad - PARAISOS FISCALES

Métodos de Protección

La privacidad podemos definirla como aquella parcela de nuestra vida privada que tenemos derecho a proteger y ocultar frente a los demás. La mayoría de las personas la relacionan con el terreno afectivo, en especial con el derecho a la intimidad. 

Pero existe otro tipo de privacidad que tiene una estrecha relación con los paraísos fiscales y los negocios offshore. Se trata de la que afecta a datos personales, fiscales, financieros y económicos.

Hoy en día, la mayoría de los gobiernos del mundo, liderados por los Estados Unidos, están aprobando leyes y normativas para fortalecer la lucha contra el terrorismo internacional, el narcotráfico y el blanqueo de capitales. En muchas ocasiones estas medidas limitan seriamente algunas libertades individuales, además de comprometer el derecho a la privacidad de muchos ciudadanos inocentes. 

No faltan voces de protesta que consideran estas prácticas una clara extralimitación de los poderes públicos en sus funciones y sostienen que, en realidad, tras los fines supuestamente legítimos se esconden oscuras motivaciones políticas y económicas. 

Sea como fuere, cada vez son más las personas que se preocupan por mantener la confidencialidad en todas sus operaciones económicas. Las jurisdicciones offshore ofrecen en este sentido un marco ideal, ya que cuentan con estrictas leyes de privacidad y secreto bancario.

Esta circunstancia, ciertamente, ha sido aprovechada en numerosas ocasiones para cometer fraude fiscal o llevar a cabo actividades delictivas, pero también sirve a muchos intereses legítimos. Uno de los más comunes es la protección del patrimonio

Evitar la exposición pública de los bienes que una persona tiene puede evitar diferentes amenazas, como demandas judiciales de desaprensivos que sólo persiguen lucro económico, extorsiones por bandas mafiosas o criminales, juicios de acreedores que pretenden ir más allá de la responsabilidad corporativa, etc. 

También pueden existir otras razones de tipo empresarial, como por ejemplo la participación de manera confidencial en otra sociedad o, por supuesto, motivaciones personales. Muchas personas simplemente no están dispuestas a que sus asuntos económicos sean prácticamente de dominio público y por tanto fácilmente accesibles para cualquier entidad, organismo gubernamental o particular. 

Pero de nada sirve buscar el anonimato tras una sociedad offshore si paralelamente se va dejando un reguero de pistas en forma de correos electrónicos, cartas o movimientos bancarios. Para lograr un nivel de protección total, se deben cuidar también otros aspectos incluyendo comunicaciones, transacciones bancarias o incluso la ciudadanía, que tendrá una importante repercusión sobre la situación legal y tributaria del interesado. 

En este sentido, la industria offshore o sectores relacionados, han desarrollado diversos servicios que persiguen el objetivo de la privacidad total. Mencionamos algunos de los más populares a continuación:

  • Oficinas virtuales. Permiten recibir correo en localizaciones alternativas al propio domicilio.
  • Números virtuales de teléfono (call forwarding). Números telefónicos en otros países desde los cuales se redirigen las llamadas al teléfono del cliente.
  • Teléfono móvil y tarjeta sim anónima. Son terminales no registrados y sin dispositivos de rastreo.
  • Soluciones de criptografía para correo electrónico. Impiden la lectura de emails enviados a través de la red.
  • Software de navegación anónima por Internet u ocultación de IP. Permite navegar por Internet y enviar emails, sin desvelar la localización del usuario.
  • Alojamiento Web offshore y dominios privados. Servidores situados en seguras localizaciones offshore.
  • Tarjetas anónimas. Permiten pagos online y retiros en cajeros automáticos sin que quede registrada la identidad del usuario.
  • Pagos por Internet anónimos mediante dinero electrónico. Diversos tipos de monedas electrónicas con las que se pueden efectuar pagos anónimamente.
  • Programas de ciudadanía económica o segundo pasaporte. Destinados normalmente a personas que quieren abandonar su país o renunciar a su nacionalidad con el fin de obtener ventanas fiscales u operar cuentas bancarias con mayor privacidad. 
  • Licencias de conducir alternativas. Se pueden obtener en determinados países. Sirven de identificación alternativa, de manera parecida a un pasaporte.
  • Pasaportes de camuflaje e identificaciones varias. Sin valor legal, pero utilizadas para simular otra identidad en determinadas circunstancias.

Como se puede constatar, la oferta de productos y servicios complementarios es muy variada. Algunos resultan fundamentales en la protección de la privacidad, mientras que en otros casos su utilidad es discutible y más bien representan lucrativos negocios para sus promotores. Existen numerosos servicios y programas totalmente legales, aunque es un sector en el que abundan las estafas, en especial en el campo de las tarjetas de crédito, pasaportes, e identificaciones. Es conveniente por tanto, que se valore cuidadosamente cada necesidad y sólo se contraten a través de un servicio de confianza.

Dejar un Comentario

* Nombre:
* E-mail: No será publicado
   Website: URL con http://
* Comentarios:
Código de Seguridad